Trucha asalmonada rellena

por | 24 octubre 2017 | Omnivoras | 30 Comentarios

Trucha-asalmonada-rellena-collage

Hoy os traigo una receta con trucha asalmonada rellena. La característica principal de este pescado es el color de su carne. Rosada, similar a la del salmón, de ahí su nombre. La trucha es un pez del género Salmo, el mismo que el salmón. La mayoría de las truchas viven en aguas frías y limpias de ríos y lagos. Aunque hay algunas especies que pasan su vida adulta en el océano y vuelven al río donde nacieron a desovar. Otra similitud con sus parientes, los salmones.

¿A qué debe su color la trucha asalmonada? Porque debéis saber que no es una característica genética. Pues ni más ni menos que a su alimentación. Las truchas que en su alimentación tienen crustáceos y determinadas algas, desarrollarán ese color característico.

El sector de la piscicultura sabe, a través de estudios de mercado, que al consumidor le resulta atractivo ese color particular. ¿Qué ha hecho? Pues desarrollar líneas de investigación para, a través de la alimentación, conseguir esa coloración en ejemplares de piscifactoría.

En cuanto a sus características nutricionales, la trucha es un pescado semigraso. ¿Qué significa? Que cada 100 g de producto aportan 3 g de grasa y unas 90 calorías. Es, por lo tanto, un alimento bajo en grasas, muy interesante en dietas hipocalóricas.

Aporta potasio y fósforo, y en menor cantidad, sodio, magnesio, hierro y zinc.

Sé que algunos de vosotros sois reacios a comer pescado por las espinas y porque hay que limpiarlo. Esa excusa se acaba. Decirle a vuestro pescadero que os limpie las truchas y que os deje solo los lomos. Después en casa, solo tendréis que lavarla un poco y prepararla. Así de simple.

   Ingredientes

Para 3 personas:

  • 3 truchas asalmonadas de ración
  • 300 g de hojas de espinacas
  • 2 cebollas medianas
  • 3 lonchas de bacon ahumado
  • 3 patatas medianas
  • Aceite de oliva virgen extra (AOVE)
  • Sal
  • Pimienta negra molida

   Preparación

1.- Como vas a hacerlas al horno, lo primero será encender éste. Con calor arriba y abajo a 180º C.

2.- Limpia las hojas de espinacas bajo el grifo y escurre.

3.- Corta en juliana las cebollas y las pones a pochar en una sartén con AOVE.

4.- Corta en taquitos las lonchas de bacon y reserva.

5.- Con ayuda de una mandolina, corta en rodajas finas las patatas y las pones en una bandeja de horno que habrás engrasado con AOVE. Salpimenta al gusto y métela en el horno, a media altura, para que se vayan haciendo.

6.- Mientras tanto, la cebolla ya estará bien pochada. Añade las espinacas y deja que se hagan a fuego vivo. Remueve para que se hagan de forma homogénea.

7.- En una sartén aparte, dora los tacos de bacon. Cuando estén dorados añádelos a las espinacas y mantenlos en el fuego un par de minutos, para que los sabores se unifiquen. Sala al gusto y apaga el fuego.

8.- A estas alturas las patatas estarán medio hechas. Saca la bandeja del horno.

9.- Rellena las truchas con la mezcla de espinacas. Si tu pescadero te ha dejado los lomos unidos rellena al gusto y coloca en la bandeja. Si los lomos están separados, átalas con hilo de cocina.

10.- Rocíalas con AOVE. Hornea de 10 a 12 minutos, dependiendo del horno.

Bon appetit.

Información básica sobre protección de datos:

  • Responsable: Loreto de la Osa Beltrán.
  • Finalidad: enviarte mis nuevos contenidos, nada de SPAM.
  • Legitimación: tu consentimiento (que estás de acuerdo).
  • Destinatarios: los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de MailChimp (proveedor de email marketing de tastyfooftastycook.com) fuera de la UE en EEUU. MailChimp está acogido al acuerdo EU-US Privacy Shield, aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos
  • Derechos: evidentemente tienes derecho, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos.
  • Información adicional: puedes consultar información adicional y detallada en mi Política de Privacidad.

   También te pueden interesar …

Que Recetas

Buscar

Uso de cookies

Nos gusta más hablar de galletas, pero la Ley 34/2002 nos obliga a hablarte de otro tipo de cookies: las virtuales. Usamos cookies propias y de terceros con finalidad analítica. Si sigues navegando sin pudor alguno entendemos que te gustan nuestras cookies. Si no es así, mejor que cierres el navegador, no vayas a tener una mala digestión (virtual). Y si quieres saber algo más sobre nuestra receta de cookies virtuales, haz clic aqui. ACEPTAR

Aviso de cookies