Crema de calabaza, avellanas y cacao

por | 25 octubre 2018 | Dulces | 29 Comentarios

Crema-de-calabaza-avellanas-y-cacao-collage

Hoy os traigo una crema de calabaza, avellanas y cacao que no tiene nada que envidiar a las cremas de cacao que encontramos en el supermercado.

Cada vez más trato de que, en casa, lo que comamos lo haya preparado yo. También la crema de cacao para untar en el pan. O para comérsela a cucharadas, según el día. Y es mucho más simple de lo que podríais creer.

Hace unos meses me dio por mirar la composición de las cremas de cacao de consumo más habitual. Con la canción que hizo famosa a una de ellas en mente, descubrí que lo de “leche, cacao, avellanas y azúcar” habría que matizarlo, y mucho.

En realidad, lo que más llevan es azúcar y aceite vegetal (entre un 70% y un 80%). En los listados de composición se ponen los ingredientes de mayor a menor cantidad, en porcentaje. Pensamos que damos a nuestros hijos un alimento muy nutritivo, y no lo es.

He preparado una crema para untar que lleva, por este orden de cantidades; calabaza, avellanas, cacao, miel y pasta de vainilla. Nada más. Ni aceite vegetal, ni leche en polvo ni emulgentes. En unos veinte minutos está preparada y, además de saber qué le has puesto, está muy buena.

Alguno habréis alucinado viendo la calabaza asada como ingrediente principal. Os aseguro que queda maravillosa, suave, fácil de untar y del color del chocolate oscuro.

La receta que os traigo no es muy dulce, de hecho, es ideal para los que gustan del sabor del cacao. Si sois más dulceros, con aumentar la cantidad de miel, asunto solucionado.

Creo que este tipo de recetas son muy interesantes si sois de los que les gusta el dulce y a la vez os preocupa ese exceso de azúcar que ingerimos.

   Ingredientes

  • 250 g de calabaza asada
  • 100 g de avellanas tostadas
  • 60 g de cacao en polvo
  • 30 g de miel o sirope de agave
  • 20 g de pasta de vainilla (opcional)

   Preparación

1. Pon la calabaza a asar en el horno. Déjala enfriar y quítale la piel. Pesa la cantidad necesaria.

2.- Si has comprado las avellanas crudas, tuéstalas en una sartén caliente, si aceite. Déjalas enfriar.

3.- Tritura las avellanas. Con la picadora consigues una textura de crema espesa. Lleva la crema a un bol.

4.- Tritura la calabaza. Ponla en el bol con la crema de avellanas.

5.- Añade el cacao, la miel y la pasta de vainilla y homogeniza ayudándote de una espátula.

6.- Llévala al frasco donde la guardarás. Ya está lista. Guárdala en la nevera y sácala unos diez minutos antes de usarla.

   Trucos/Consejos

  • Aso una calabaza entera. La porción que me queda la aprovecho para preparar una rica crema de calabaza para cenar.
  • Si lo prefieres puedes cocerla al vapor o directamente en agua. Pero tendrás que escurrirla muy bien.
  • Normalmente tuesto los frutos secos en casa, por supuesto que puedes comprarlos tostados y usarlos.
  • Para triturar las avellanas utilizo la picadora por una razón, es más potente. La primera vez que preparé esta crema lo hice con la batidora y casi la quemo. Para colmo no conseguí la textura fina que buscaba.

Información básica sobre protección de datos:

  • Responsable: Loreto de la Osa Beltrán.
  • Finalidad: enviarte mis nuevos contenidos, nada de SPAM.
  • Legitimación: tu consentimiento (que estás de acuerdo).
  • Destinatarios: los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de MailChimp (proveedor de email marketing de tastyfooftastycook.com) fuera de la UE en EEUU. MailChimp está acogido al acuerdo EU-US Privacy Shield, aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos
  • Derechos: evidentemente tienes derecho, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos.
  • Información adicional: puedes consultar información adicional y detallada en mi Política de Privacidad.

   También te pueden interesar …

Que Recetas

Buscar

Uso de cookies

Nos gusta más hablar de galletas, pero la Ley 34/2002 nos obliga a hablarte de otro tipo de cookies: las virtuales. Usamos cookies propias y de terceros con finalidad analítica. Si sigues navegando sin pudor alguno entendemos que te gustan nuestras cookies. Si no es así, mejor que cierres el navegador, no vayas a tener una mala digestión (virtual). Y si quieres saber algo más sobre nuestra receta de cookies virtuales, haz clic aqui. ACEPTAR

Aviso de cookies